Una pequeña refinería de gran impacto

BMA consigue un éxito importante en el continente americano 

Realizamos proyectos de refinería con regularidad en muchas partes del mundo. BMA acaba de terminar una refinería nuevecita en formato pequeño para Sucro Canada en Hamilton, Canadá.

El plan del cliente era transformar la instalación de allí para azúcar líquido en una refinería de azúcar. Después de aclarar todas las preguntas sobre la calidad del azúcar que debe producirse y las condiciones marco de la producción, BMA ha realizado la ingeniería de detalle para la instalación en estrecha coordinación con el cliente.

Concentración en el proceso de cristalización 

Ya que la instalación estaba diseñada para una capacidad de procesamiento de 350 toneladas de azúcar refinado al día, no fue necesario ningún equipamiento especialmente complejo para la cristalización de azúcar líquido.  

El desafío de este proyecto residía en conseguir un rendimiento máximo con unos costos de inversión mínimos y, al mismo tiempo, garantizar las exigencias de calidad del azúcar refinado producido. 

Pudo renunciarse a las instalaciones para los pasos de proceso habituales en una refinería «normal», refundición del azúcar crudo y clarificación del licor, dado que podían utilizarse las instalaciones ya existentes para la fabricación de azúcar líquido.  

Junto con Sucro Canada, se desarrolló un esquema de cristalización que puede producir azúcar refinado tanto en una como en dos etapas, lo que se hace actualmente con estos equipamientos de BMA: Seitenumbruch 

Sistema de mando moderno de la instalación, elevados estándares de seguridad 

Un elemento importante de nuestro suministro fue el sistema de control de procesos, del que es responsable BMA Automation. El moderno sistema de mando de la instalación cumple los elevados estándares de seguridad. Todas las funciones esenciales como el enclavamiento, las secuencias de trabajo, el arranque y la desconexión se controlan de forma automática. Los valores de medición y de los equipos se muestran en el tablero de control en tiempo real.  

La puesta en servicio de esta refinería en formato pequeño se realizó en agosto de 2019. El cliente está muy satisfecho con los resultados de la nueva instalación y ya ha encargado a BMA los equipamientos y la planificación de la ampliación.

  

Hans Cramer