De alto nivel

Nuestro equipo de ingeniería aúna a expertos de muchas áreas

Planificación de primera clase de nuevas instalaciones, procesos perfectos en las puestas en servicio, así como menor consumo de energía y elevada productividad en las instalaciones existentes: la competencia en ingeniería de BMA ofrece muchas ventajas a los clientes.

También en el año pasado las actividades de ingeniería de BMA fueron muy diversas: para la industria de azúcar de remolacha y de caña, las refinerías de azúcar y los proveedores de productos de azúcar especial. Ejemplos son: 

  • Cursos de formación sobre temas como la extracción y la cristalización (p. ej. en Chile), y antes y durante la puesta en servicio de las nuevas instalaciones
  • Asistencia en la puesta en servicio de nuevas y numerosas instalaciones para extracción, cristalización, secado del azúcar, etc.
  • Optimización de instalaciones
  • Aplicación de estudios de concepto y de energía
  • Ingeniería básica y estudios de viabilidad
  • Ingeniería de detalle
  • Ensayos de cristalización en el centro de ensayos «Technikum» de BMA, especialmente para sustitutos del azúcar y azúcares no sacáridos 

La base para ello está constituida por las competencias y experiencia de los ingenieros en BMA en cuanto a teoría, ingeniería y funcionamiento práctico de los ingenios azucareros. En el contexto de un proceso de optimización continuo los conocimientos obtenidos de la práctica se trasladan de inmediato a nuevos proyectos. Gracias a la red internacional de filiales y agentes nos situamos cerca del cliente para trabajar en común en proyectos de ingeniería con muchos especialistas diferentes.  

Ensayos reveladores a escala de laboratorio

El centro de ensayos «Technikum» de BMA también juega un papel importante. En el caso de productos del ámbito del azúcar especial (no sacáridos) es frecuente que los datos de las sustancias no se conozcan lo suficiente. En el «Technikum» podemos realizar ensayos para investigar dichos datos a escala de laboratorio. En combinación con ensayos de cristalización, es posible trasladar los resultados a mayor escala hasta llegar a la instalación industrial.

En general, el objetivo de la ingeniería de BMA son las planificaciones realistas de alto nivel en cuanto a la capacidad de la instalación y los índices de consumo, así como la elaboración de toda la documentación necesaria para llevar a cabo una instalación. En la práctica se obtienen, incluso muchas veces se superan, la capacidad prevista de la instalación, así como los índices de consumo.

Steffen Kaufmann